7 de los pretextos más usados para NO emprender

PRETEXTOS

“Cuántos pretextos fabrica el miedo”

-Doménico Cieri Estrada.

De pretextos está llena nuestra historia de vida, al parecer son las mejores armas que tenemos para no hacer algo, para escabullirnos y no hacernos cargo de nuestras acciones y decisiones, creemos que es más fácil y hasta se nos da de manera natural construirlos.
Por: Emprendiendo
De acuerdo a la Real Academia Española;

pretexto.

(Del lat. praetextus).

  1. Motivo o causa simulada o aparente que se alega para hacer algo o para excusarse de no haberlo ejecutado.

Emprender, o no; sea cual sea tu decisión tómala muy en serio ya que los pretextos son de fácil acceso y de difícil salida. Veamos cuales son los más comunes si de emprender se trata.

  1. Necesito mucho dinero para empezar mi sueño.

Si pusiéramos en orden de importancia los pretextos sin lugar a dudas este ocuparía el número uno. Esta canción del dinero es la más vieja. Si realmente crees en ti y en tu proyecto el dinero es lo que menos necesitas para empezar. Recuerda que éste sólo es consecuencia de la pasión y disciplina que le inyectes.

  1. Nadie quiere asociarse conmigo.

En el mundo de los negocios más vale sólo que mal acompañado. Si bien no es que estemos en contra de las sociedades tampoco las recomendamos, lo que si podemos decirte es que nadie verá tu sueño o proyecto con la misma pasión y amor que lo ves tu, así es que las probabilidades de salir con situaciones incómodas al invitar a alguien a participar son muy altas, conocemos sociedades que han funcionado pero las contamos con los dedos de una mano y nos sobran cuatro. No necesitas a nadie para caminar, si de verdad quieres hacerlo eso es lo de menos.

  1. Soy malísimo (a) para vender.

La mayoría de personas piensa de esta manera pero, ¿Sabías que todos vendemos y negociamos desde edades muy tempranas?, así es, desde que somos pequeños aprendemos a negociar con nuestros padres, hermanos, amigos, maestros, etcétera; para la obtención de algo y al mismo tiempo también nos vendemos a nosotros mismos para demostrar porqué somos los mejores con los círculos anteriormente citados. Siempre los has hecho sólo que no has estado consciente de ello.

  1. Suena genial eso de emprender y me llama la atención pero mi empleo me da seguridad.

Por naturaleza buscamos siempre la seguridad para sentirnos protegidos y sentimos que algo o alguien siempre estará eternamente ahí para nosotros pero tristemente la seguridad sólo es un estado momentáneo, no sabemos la duración y siempre hay que estar preparados para cuando termine es decir, ser visionarios. Si bien tu empleo puede dotarte de cierta seguridad hoy, es altamente probable que mañana ya no cuentes con él por un millón de circunstancias que no pudiste controlar, en cambio el emprender algo nuestro si nos dará la certidumbre de que si hacemos las cosas como debemos siempre podremos contar con una seguridad más real para nosotros y nuestras familias ya que, tu no te despedirías a ti mismo o te auto-boicotearías, ¿cierto?

  1. Si emprendo y no resulta, todo mundo se reirá y hablará de mí.

Si los grandes entrepreneurs desde Leonardo Da Vinci hasta Steve Jobs hubieran puesto esto de pretexto para no sacar a la luz sus inventos y proyectos, el mundo como lo conocemos hoy en día no existiría. Olvídate de lo que puedan decir los demás al respecto de tus triunfos o fracasos, para aprender a caminar tuvimos que caernos varias veces para mantener el equilibrio !Y no se diga para correr y lograr soltarle la mano a nuestra madre para ser libres! así es que, ¿Qué esperas para fracasar?

  1. Me da terror perder mi inversión porque no sé nada de negocios.

Es muy común sentir miedo y si lo sentimos es señal de que estamos vivos pero, ¡no dejes que te paralice!, estamos de acuerdo en que a nadie nos gusta jugar con nuestra estabilidad económica pero ser emprendedor no es ser temerario. Un verdadero emprendedor es capaz de medir riesgos para evitar catástrofes. Hoy en día hay muchas herramientas de las que puedes valerte para poner a prueba tu idea y plan de negocios sin arriesgarte en la vida real. Desde seminarios, conferencias, libros hasta Simuladores de Negocios, que te permiten entrenar como emprendedor y salir lo mejor preparado posible. ¡No pierdas el partido sin siquiera haber tocado el balón!

  1. Aun no he encontrado el tiempo perfecto para hacerlo.

Te tenemos noticias; ¡El tiempo perfecto es ahora!, si realmente lo deseas,  debes comprender que el mejor momento es en este mismo instante. Si lo dejas para mañana, para el inicio del próximo año o para cuando haga menos frío, llegadas esas fechas, encontrarás otros pretextos para no hacerlo. La vida es ahora, emprende ahora.

Si realmente deseas emprender y tomar las riendas de tu vida deshazte de lo que estorba y atrévete a ser tú de una buena vez. Sueña, experimenta, conoce, vive, aprende y vuelve a tu estado natural de libertad.

 

¡Abrazo emprendedor!

Emprendiendo.

2 comentarios en “7 de los pretextos más usados para NO emprender

  1. Realmente es cierto. Es natural el temor inicial y tal vez lo más importante es mantener el entusiasmo y no claudicar ante los inconvenientes que se vayan presentando

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s