Cómo hacer Empaques: Suajes, Materiales, Impresión y Producción

El empaque es un factor clave en casi todas las formas de comercio, ya que resulta esencial para proteger, almacenar y enviar productos y, en muchos casos, el diseño de un empaque es lo primero en lo que se fija el cliente.

Los consumidores reaccionan inmediatamente a las formas de los empaques, y éstas influyen en sus decisiones de compra. Las distintas categorías suelen reconocerse fácilmente por su forma característica, por ejemplo las tabletas de chocolate, los botes de leche o los estuches de un CD. Por otro lado, un fabricante de un producto exclusivo, como una joya o un perfume, puede elegir intencionadamente una forma inusual y llamativa.

Al mismo tiempo, los paquetes sirven para proteger, almacenar y transportar productos, y por ello deben ser lo suficientemente fuertes como para soportar el peso del contenido y ser eficientes tanto en cuestión de tamaño como de forma.

El embalaje de artículos es fundamental tanto desde el punto de vista logístico como de marketing.

Materiales

  • Existe una gran variedad de papeles y cartones. En el comercio minorista, el material más utilizado es la cartulina sulfatada (de una o dos caras). El gramaje o el grosor del material depende, naturalmente, del tamaño del paquete y del peso contenido. Sin embargo, los más habituales son los gramajes de entre 230 y 410 g/m2.
  • Otro cartón usado con regularidad es el Caple, (de menor precio y calidad que la cartulina sulfatada), generalmente se usa el de reverso blanco, reverso gris y reverso café. Se usa en empaques que generalmente se tiran después de usar el contenido, como las cajas de cereal o de galletas.
  • Para el embalaje y el envío al por mayor, puede utilizarse un material más resistente. Para tal fin, el material más utilizado es el cartón corrugado. Aunque existen muchas variaciones, los tipos más comunes son:
  • Cartón corrugado de una cara: Es flexible y puede utilizarse para envolver un producto.
  • Cartón corrugado simple, doble y triple: Las paredes (elementos planos) pueden ser de pulpa marrón o reciclada, o de otro material más caro, como papel satinado, sulfatado, papel kraft o papel metalizado.
  • También se usa frecuentemente en el embalaje el cartón ordinario, hecho a partir de papel desechado y que suele ser de color gris. La flexibilidad del cartón ordinario depende de su grosor, pero generalmente este material es más propenso a romperse que el cartón corrugado de grosor similar cuando se dobla. Debido a su color y a su superficie áspera y absorbente, no es muy adecuado para la impresión.

Impresión

La cartulina sulfatada de hasta 410 g/m2 puede imprimirse fácilmente en la mayoría de los sistemas offset modernos de la misma forma que se imprime el papel normal. Dicho material puede, además, protegerse o embellecerse mediante barnizado, laminado, grabado, etc.

El cartón corrugado y el cartón ordinario no pueden imprimirse con tanta facilidad pero, por lo general los requisitos también son mucho más modestos. Normalmente, para el embalaje al por mayor, basta con poca información como los códigos de barras y las cantidades del producto, impresa preferiblemente en letras grandes. Esto puede hacerse mediante impresión tipográfica o flexografía. Estas técnicas también son suficientes para símbolos sencillos y llamativos (“arriba”, “frágil”, “pesado”, etc.). Sin embargo, se puede realizar una impresión más compleja sobre cartón corrugado imprimiendo la cara exterior antes de pegar la lámina corrugada. Este método suele utilizarse en el caso de artículos pesados o frágiles que se entregan al cliente en su embalaje, como las computadoras y los electrodomésticos.

Empaque y suajes

Troquelado (suajado) y hendido (doblado)

Como es lógico, hay que troquelar el contorno del diseño de un paquete, sin embargo, a veces es preciso realizar cortes o perforaciones en el interior del contorno. Además, para reducir la tensión que los pliegues ejercen en el cartón, éste debe hendirse (o doblarse) antes de plegarse. El hendido también reduce el riesgo de agrietamiento y, en el caso de algunos cartones, el hendido es necesario para crear un pliegue limpio y nítido. Existen diferentes tipos de corte y hendido:

  • El corte parcial, que no atraviesa completamente el cartón;
  • El hendido discontinuo, que conlleva el corte completo pero de forma no continua; y El corte doblado, que consiste en alternar ambas técnicas.
  • Para troquelar y hendir un cartón, debe hacerse una hendidura, utilizando cuchillas y reglas de hundido.
Suaje de doblez
Suaje de doblez

Durante décadas, se han utilizado estilos estándar en la industria del embalaje para formas concretas de paquetes, pero últimamente, el diseño de paquetes se ha ido personalizando para adaptarlo a necesidades concretas y los estilos estándar ya no cubren todas las posibilidades.

En cualquier caso, las estructuras básicas constituyen el punto de partida para la mayoría de los diseños estructurales. Lo mismo sucede con los métodos de cierre.

Producción

Durante el proceso de diseño de un paquete, es esencial consultar con el impresor, el encuadernador y, posiblemente con los proveedores de papel y cartón y los proveedores de acabados, los aspectos técnicos del diseño. Además el corte, el troquelado y el plegado, se deben tener en cuenta los requisitos de sangrado de la impresión y el plegado.

Antes de realizar la producción se recomienda elaborar un boceto o maqueta, utilizando el material final y que tenga las medidas exactas del trabajo definitivo.

Los tres tipos de boceto son:

  • Burdo: Es la primera idea que visualizamos en la mente y la dibujamos a mano sobre cualquier papel y sin ningún contenido técnico. Su finalidad es plasmar las ideas que se tienen acerca del trabajo a desarrollar.
  • Comprensivo: Aquí las ideas se van ajustando para hacerlas más comprensibles y de mayor calidad, se utilizan para su elaboración instrumentos técnicos para delimitar los espacios que ocuparán los textos y las fotografías e ilustraciones.
  • Dummy: Boceto de arte final que alcanza un alto nivel de calidad y Composición mecánica de todos los elementos visuales que se usarán en la reproducción, como fotografías, esquemas en color, tipografía sugerida e incluso el papel que se utilizará en la reproducción final.

Un comentario en “Cómo hacer Empaques: Suajes, Materiales, Impresión y Producción

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s